Tour de Francia. Empieza lo bueno!

Todo el mundo pegado a los sofás de casa. EMPIEZA EL TOU DE VERDAD. Anuncian lluvia en la cima de Luz Ardiden para cuando el pelotón afronte la primera cita con la alta montaña, tormenta de agua, el fenómeno que ha marcado el inicio del Tour de Francia, y de ataques entre los favoritos. “¡Qué llueva!”, desea Alberto Contador, el peor parado de entre los favoritos en un Tour de Francia marcado por las caídas, tres en sus huesos, que le han dejado una rodilla derecha inflamada, maltrecha y dudosa para cuando llegue la gran batalla.

De esos problemas surgen las dudas, la interrogación de si debe lanzarse al ataque para comenzar a restar segundos en una cuenta que, por el momento, le sale a pagar con los otros favoritos, el australiano Cadel Evans y los hermanos luxemburgueses Andy y Frank Schleck.

“Los que tiene que llevar la iniciativa son otros, mi momento es más tarde”, dice el de Pinto, que no desvela sus cartas todavía, aunque de sus palabras se deduce que se probará en el Tourmalet para ver cómo responde su rodilla a las duras rampas pirenaicas para ver si puede atacar en Luz Ardiden.

No teme Contador ni a la lluvia del cielo, ni a las tormentas que le auguran de sus rivales. Su único límite parece su rodilla, que puede condicionar la táctica de los próximos días.

De todos los lados le llueven consejos, desde los que le invitan a acallar los rumores sobre su estado de salud hasta los que le proponen tácticas más prudentes con todo lo que queda por delante.

Partidario de la primera opción es Bernard Hinault, que considera que el de Pinto “no debe dejar pasar ni un kilómetro en el que pueda restar tiempo a sus principales rivales”.

“Creo que arañará algunos segundos en Luz Ardiden y luego en Plateau de Beille. En mi opinión no tiene que esperar a los últimos kilómetros para atacar”, asegura el quíntuple ganador del Tour que cree que Contador “no debe tener miedo a vestirse de amarillo en los Pirineos”.

Para el bretón, apóstol de las grandes gestas, tener el liderato no cambiará la carrera para Contador y su equipo. “Total, sólo hay dos días hasta llegar a los Alpes, no van a tener que controlar mucho”, agrega.

Hinault piensa que un ataque del madrileño clarificará la carrera. “Algunos perderán seis o siete minutos y ya no optarán a la general, será menos gente a controlar”, señala.

Pedro Delgado, ganador del Tour del 88, no descarta “un ataque temperamental” de Contador que desemboque “en una exhibición”, pero considera que el madrileño “debe dejar que sean los otros los que muevan la carrera”.

“Que les pase la responsabilidad, que se peguen entre ellos”, aconseja el segoviano.

‘Perico’ cree que son los hermanos Schleck quienes tienen más urgencia porque, “si se mira la general, lo tienen todo perdido en la contrarreloj del último día” con Cadel Evans.

En cuanto al australiano, Delgado destacó su “habilidad para que otros le saquen las castañas del fuego”, por lo que consideró un rival más duro que los Schleck. “Va mejor en contrarreloj, tiene una gran regularidad y llega en un buen momento de forma”, afirma el de Segovia, que en su pronóstico le sitúa en el segundo escalón del podium de París por detrás de Contador y por encima de Andy Schleck.

Aunque avisa de que el menor de la familia luxemburguesa llega “como tapado”, en una “posición envidiable” frente a un Evans “más expuesto”.

El director del Movistar, Eusebio Unzúe, no tiene dudas de que en Luz Ardiden “los gallos lo intentarán y quedará al descubierto el potencial de cada uno”.

Augura “diferencias en la cumbre entre los favoritos”, porque es “la primera etapa de alta montaña”, siempre difícil de gestionar, y porque hay “tres puertos grandes”.

Opina lo mismo Johan Bruyneel, responsable del RadioShack y director de Contador cuando en 2007 ganó su primer Tour. Pero el técnico belga no tiene dudas de que el madrileño saldrá victorioso de la batalla de la montaña.

“Veo a Contador más fuerte en la montaña que el año pasado, cuando no era el más fuerte. Y a Andy no le veo como el año pasado”, resume.

Igor González de Galdeano, patrón del Euskaltel, también cree que “será Contador el encargado de calentar la carrera”.

Fuente: El Mundo

Be Sociable, Share!
    0 comentarios

    Dejar un comentario

    ¿Quieres unirte a la conversación?
    Siéntete libre de contribuir

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *