Mis Amigas las Plantillas

El ser humano es una maquina asombrosa, se regenera, crece y se adapta a las condiciones de su entorno, pero a pesar de esto, esta lejos de ser una maquina ergonométricamente perfecta.  Según los expertos, tan solo un pequeño porcentaje de la población tienen la fortuna de ser simétricos.  El resto de los mortales, “sufrimos” pequeñas asimetrías que poco afectan a nuestra vida diaria (un pie un poco más grande que el otro, una oreja más arriba que la otra o un ojo más cerrado que otro).  Sin embargo, existe otro tipo de asimetrías que si que pueden causarnos algunos problemas en cuanto empezamos a practicar algún deporte de impacto.  Por ejemplo una la cadera ligeramente desplazada, o una pierna un poco más corta que otra puede llegar a traducirse en dolores crónicos en la rodilla.

Y es que en cada vez que salimos a correr, un solo pie soporta un peso inimaginable;  los números hablan por si solos: 15.000/1,2 * 80 = 1.000.000 ¡¡¡Un millón de kilos!!! (entreno de 15km, de una persona de 80 kg cuya zancada media sea de 1,2 metros)

La solución:

En la mayoría de los casos una plantillas pueden ser la solución a esas molestias.  Ahora bien, hay que puntualizar que no todas las plantillas son iguales:

Plantilllas comerciales:  Estan hechas “para todos los públicos” y suelen llevar el atributo de “anti choque”.  Salvo en casos de pronación o supinación extrema, poco van a poder ayudar estas plantillas. Se encuentran en grandes superficies como por ejemplo, Decathlon o incluso el Carrefour. No aconsejables.

Plantillas ortopédicas: Estan pensadas para mejorar en la estabilidad, siempre desde una posición ESTÁTICA. Esta puntualización es básica, ya que la mayoría de corredores, no solemos tener molestias cuando estamos parados.  Son las típicas plantillad de ortopedia, que se hacen mediante moldes, y que pese a que encajan perfectamente en nuestro pie, no van a aportarnos una solución definitiva, ya que no contemplan “la zancada”  propia de cada corredor. A diferencia de las plantillas comerciales, el importe ya es sensiblemente superior, dado que requieren de un proceso manual y costoso en terminos de tiempo y materiales. Aconsejables para personas sedentarias pero No aconsejables para corredores.

Plantillas de estudio ergodinámico:

Un estudio ergodinámico estudiará nuestra poscición en movimiento. Para ello utilizará básicamente herramientas de visualización y medición de la presión en la pisada y camaras de video para estudiar nuestra zancada en movimiento.  Esta claro que también se tendrá en cuenta nuestra posición en reposo, aunque este no va a ser ni mucho menos el input principal. El estudio consiste en observar tu zancada “en acción”, por lo que te hacen correr un buen rato en una cinta con infinidad de cámaras instaladas. Despues se sacan “patrones” de las anomalias de tu cuerpo, para posteriormente contrastarlo con los mapas de presió obtenidos.  Resumiendo, me parece un proceso altamente tecnificado, basado en una lógica aplastante  que cuenta con la ayuda de la teconología.  Como aplican una corrección en nuestra pisada, y por consiguiente a la zancada, en cada paso que damos al correr, estamos “reeducando” a nuetro cuerpo, motivo por el cual al principio suelen aparecer las incómodas yagas.  Unos baños de alcohol aplicados con regularidad, van a ayudarnos a endurecer la piel, y por consiguiente a retardar la aparición de las yagas.

Sin duda alguna la solucion a muchos de nuestros problemas en carrera.

Be Sociable, Share!
    0 comentarios

    Dejar un comentario

    ¿Quieres unirte a la conversación?
    Siéntete libre de contribuir

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *